PAPELES PARA EL PROGRESO
DIRECTOR: JORGE BOTELLA
NÚMERO 95                                                                                  NOVIEMBRE - DICIEMBRE  2017
página 1

DEL EFECTO IRREDUCTIBLE

La relación causa-efecto, por lo que a una acción le corresponde una determinada reacción, se considera ley cuando a la proporcionalidad de la causa se sigue la proporcionalidad del efecto, invariablemente; en cambio, si a una causa el efecto le sigue aleatoriamente, o sea, que no existe consecuencia directa sino que unas veces el efecto se da y otras no, la relación no es de ley sino de probabilidad.
Cuando entre la causa y el efecto se advierte una relación de ley, se tiende a considerar que el efecto es dependiente de la persistencia de la causa, de modo que si la causa cesa de actuar el efecto se detiene. Esto no siempre es así, pues el efecto, que es un acto independiente de la causa, aunque guarde relación de dependencia a la misma, puede realimentarse a sí mismo para seguir actuando en el tiempo y en el espacio, con o sin límite. Se podría argumentar que en ese caso la proporcionalidad entre la causa y el efecto no existe, por lo que no guardaría la condición de ley, pero también se puede admitir que la ley propia de una determinada relación causa-efecto no sea una proporcionalidad lineal entre la materia de la acción y la de la reacción, ni siquiera una proporcionalidad exponencial, sino una proporcionalidad entre la materia de la causa y la materia del efecto inicial capaz de automultiplicarse en cadena.
Considerar que el efecto es siempre controlable por la actuación sobre la causa es un error, pues los efectos que se automultiplican en cadena se convierten en irreductibles, salvo la intervención de otra nueva causa que detenga esa acción del efecto. El problema es que a veces ni se conoce esa posible causa neutralizadora del efecto, o que, dada la automultiplicación del efecto, la capacidad de acción de la nueva causa capaz de ejercer el control de desarrollo del efecto haya de ser de una magnitud tan considerable como extenso haya sido el desarrollo del efecto.
 

PASAR A PÁGINA SIGUIENTE

VOLVER A SUMARIO

VOLVER A ÍNDICE TEMÁTICO